Comprendiendo Mejor el Desarrollo Motriz de tu bebé

Escrito por Parents' Place

Para comprender mejor la manera en que el crecimiento y el desarrollo de tu bebé se lleva a cabo, es importante conocer los tres patrones generales de desarrollo:

1) El primero indica que tu bebé crece de arriba hacia abajo, primero la cabeza, hasta llegar a los pies. Un ejemplo de esto, es que el cerebro se desarrolla primero de manera acelerada en el útero materno, lo que provoca que el bebé recién nacido tenga la cabeza más grande que su cuerpo. Una vez después de nacer, las partes inferiores del cuerpo se empiezan a desarrollar y su estatura aumenta, de esta manera la cabeza adquiere un tamaño más proporcionado. De la misma manera ocurre con el desarrollo sensorial y motor porque los bebés aprenden a utilizar primero las partes superiores del cuerpo (cabeza) que las partes inferiores (piernas). De este modo los niños pueden sostener su cabeza antes de sentarse y sentarse antes de gatear.

gateo

2) Otro patrón es que el crecimiento y desarrollo motor suceden del centro del cuerpo hacia fuera. Los niños desarrollan primero la habilidad para usar la parte superior de los brazos y los muslos (porque están mas cercanos al centro del cuerpo), luego los antebrazos y las piernas, después las manos y los pies, y por último los dedos de manos y pies.

3) Por último, las respuestas motoras son primero generales y con el tiempo se vuelven más específicas. Tal es el caso que si sostienes un juguete en frente de tu bebé a sus tres meses, puede que sonría, mueva sus brazos y piernas, y por fin haga el intento de agarrarlo con uno o sus dos brazos. Meses después, puede que también le sonría al juguete, pero lo agarrará de manera deliberada, fluida y rápida.

Conocer estos patrones puede ayudarte a comprender el desarrollo de tu pequeño y permitirte ser parte de él. Otra característica de las habilidades motoras es que se pueden clasificar en:

  1. Habilidades motoras gruesas que utilizan músculos grandes, fuertes y menos exactos. Estas habilidades incluyen detener la cabeza, sentarse, gatear, y caminar. Y usualmente se empiezan a desarrollar antes que las habilidades motoras finas.
  2. Habilidades motoras finas que requieren de la coordinación precisa de músculos pequeños. La adquisición de la coordinación ojo-mano que hace posible el proceso de la lecto-escritura es el principal objetivo del desarrollo motor fino.

 

Actividades como patear una pelota, saltar, jugar fútbol, ballet, o andar en bicicleta estimulan las habilidades motoras gruesas. Por otro lado, dibujar, recortar, pegar, insertar cuentas en un estambre, o hacer rompecabezas puede estimular las habilidades motoras finas.

La información de este artículo se obtuvo tras una investigación realizada por el grupo de psicólogos de Parents’ Place.