¿Cómo se desarrolla la Memoria en los Niños?

Escrito por Parents' Place

La memoria esta directamente relacionada con el desarrollo de la inteligencia del niño. Se cree que debido a que nosotros no podemos recordar aquello que sucedió cuando éramos bebés, los bebés no tienen memoria. Sin embargo, ellos si tienen memoria y pueden recordar ciertas cosas desde su nacimiento.

La memoria de reconocimiento se identifica a los 2 meses aproximadamente y es aquella que permite que tu bebé reaccione ante olores, sonidos y objetos.

memoriaLa memoria a corto plazo surge a los 6 meses de edad cuando el bebé empieza a reconocer a personas cercanas a él como a sus padres, hermanos, familiares, niñera o amigos. Es por eso que a los seis meses de edad, puede aparecer cierta ansiedad hacia extraños debido a que su “memoria a corto plazo” no logra identificar a las personas que no ha visto antes. Al adquirir la memoria a corto plazo, tu bebé podrá realizar rutinas básicas y entender algunas palabras.

La memoria de evocación se refiere a la capacidad de recordar objetos que no están presentes y a la vista del niño. A los diez meses, es probable que tu bebé sea capaz de encontrar un objeto que se haya escondido segundos antes. Esta capacidad está relacionada con la característica del desarrollo cognitivo del niño de “permanencia de objeto”. Según el psicólogo suizo Jean Piaget entre los 8 y los 10 meses, tu bebé empieza a mantener una imagen mental de una persona u objeto aunque éste no esté presente. A partir del año, el bebé es capaz de encontrar objetos que no ha visto desde hace días.

La aparición del lenguaje permite que puedan evocarse cosas que no están a la vista. Esto es posible gracias a la capacidad de simbolización que aparece con el lenguaje entre los 18 y los 20 meses aproximadamente y es característica única del ser humano.

Al poder hablar, los niños adquieren una memoria explícita o memoria declarativa, la cual se refiere al recuerdo de hechos, personas, lugares o cosas haciendo un esfuerzo consciente por recordarlo. La capacidad de simbolización favorece la capacidad de recordar información por períodos más largos de tiempo, o incluso toda la vida, conocida como memoria a largo plazo.

A partir de los 3 años, el niño debe poder recordar eventos y cosas importantes sin ningún problema ya que para esta edad su memoria ya se ha desarrollado.

¿Cómo empieza tu bebé a almacenar información?
Existen abundantes teorías que explican cómo tu bebé almacena información. Algunos científicos argumentan que la información está almacenada en las miles de dendritas que crecen en cada célula cerebral. De esta manera, cada niño empieza a construir su propio banco de memorias.

De una manera simple, cuando tu bebé ve, huele, prueba y se aprende el nombre de su primera manzana, empieza a tener un archivo en su cerebro dedicado a las manzanas, y toda la nueva información que adquiera sobre manzanas estará relacionada con la información que tiene en ese archivo. Sin embargo, como el cerebro es un mecanismo muy complejo, no se puede esperar que sea un proceso tan simple.

Algunas recomendaciones para estimular la memoria de tu hijo:

  1. Se pueden hacer muchas asociaciones con una manzana o con cualquier objeto, y es mediante estas asociaciones que es más fácil recordar. Lo importante es que intentes que tu hijo realice diferentes asociaciones entre los objetos.
  2. También es importante que las asociaciones estén relacionadas a los diferentes sentidos. Será más fácil que tu hijo recuerde la manzana, si la puede ver, oler, tocar, probar, mientras alguien le dice su nombre.
  3. Los niños pequeños deben ser motivados a observar detenidamente los objetos que requieren recordar. Realizar imágenes mentales de los objetos puede apoyarlos en su intento por recordarlos.
  4. Además es más fácil recordar cuando estas involucrado emocionalmente. Casi todos recordamos todo respecto a la juguetería que acudías cuando eras chiquito para comprar un juguete, o como fue tu primer beso.
  5. Recordamos mejor si combinamos palabras y música. Es más fácil recordar la letra de una canción si alguien te tararea la música. De manera simple, esto sucede porque el ritmo y la música del hemisferio cerebral derecho se asocian con el procesamiento de palabras del hemisferio izquierdo.
  6. Antes de poder recordar algo, necesita ser registrado y para hacerlo requieres de atención, concentración y repetición. Apoyar a tu hijo a prestar atención, es el primer paso en la construcción de una buena memoria. La información debe ser presentada de manera simple y repetitiva.

Es muy importante que, como en otras áreas de desarrollo, fomentes el desarrollo de la memoria de tu bebé a través de actividades como las que presentamos en la sección de ACTIVIDADES POR EDADES en Parents’ Place.

La información de este artículo se obtuvo tras una investigación realizada por el grupo de psicólogos de Parents’ Place.