Contacto piel con piel: la importancia de la primera hora tras el nacimiento.

Escrito por Parents' Place

Maternidad Instintiva escrito por Ana Mizrahi, psicóloga, educadora perinatal y una de las especialistas de Parents’ Place.

La Maternidad Instintiva es la realización del poder co-creativo del conocimiento instintivo femenino, en el cual la mujer se siente segura y libre y desde esta confianza puede transmitir seguridad a su bebé desde la gestación y durante la crianza.

Para ejercer una maternidad instintiva consciente la mujer debe antes que nada auto-aceptarse y reconciliarse con su voz y sabiduría internas para fluir en armonía en su día a día y atravesar las dificultades que surgen al ser madre.

Lo expuesto a continuación es la opinión personal de la especialista.

“El vínculo madre-hijo es un fenómeno universal en la naturaleza. Tras el nacimiento de los mamíferos, el estado hormonal de la madre y la cría aseguran la reanudación del vínculo amoroso creado en el útero (…) un momento mágico para el que cada especie tiene una serie de ritos y conductas específicamente programadas, que madres y recién nacidos nunca dejan de realizar si tienen la oportunidad, y cuya inhibición tiene consecuencias apenas atisbadas”. (Fernández del Castillo. I, La revolución del nacimiento).

Numerosos estudios en distintas especies animales, muestran cómo la separación de madre-cría tras el nacimiento tiene consecuencias negativas en el establecimiento del vínculo afectivo. Las madres muestran dificultad para reconocer a sus crías si estas fueron separadas durante la primera hora después del parto, no muestran interés para hacerse cargo de ellas y madres e hijos sufren efectos nocivos en su desarrollo y vinculación tanto para la supervivencia como para el establecimiento de un vínculo afectivo sano y estimulante para el futuro crecimiento de la cría.

La mayoría de los mamíferos recién nacidos, al momento de nacer pueden pararse e incluso andar por sí mismos; a diferencia de los humanos que al nacer somos completamente indefensos y debemos continuar con lo que muchos especialistas llaman el período de gestación extrauterina. Lo cual quiere decir que muchas de las funciones de supervivencia no están aún desarrolladas completamente y son los cuidados de la madre los que permitirán la adquisición de dichas funciones, y el desarrollo de muchas otras que ofrecerán al bebe infinitas posibilidades de aprendizaje y adquisición de su independencia.

¿Cuánto tiempo nos lleva a los humanos separarnos de nuestros padres? Principalmente por razones genéticas y biológicas, nuestro desarrollo es más lento que el de otras especies. Pero también por razones culturales nuestra especie se caracteriza por una lenta adquisición de las principales funciones para ser autosuficientes y lograr individualmente la supervivencia. Muchas de las prácticas sociales actuales en cuanto a crianza y educación dificultan demasiado el desarrollo de la independencia,  haciendo más miedosos y sobreprotectores a los padres y por tanto más dependientes a los hijos.

¿Qué tiene que ver la primera hora tras el nacimiento con todo lo mencionado anteriormente?, en todas la especies, tras el parto sucede algo llamado la impronta, ésta es  la primera impresión que recibe el recién nacido cuyo primer efecto es el reconocimiento de la madre  por medio del olfato. La liberación hormonal que tiene lugar durante el parto tanto en madre como en bebe, conllevan a este reconocimiento que sucede ya fuera del útero y que ayudara a la madre a contactar con su instinto de protección, alimentación y cuidados y al bebe a identificar la fuente de amor y alimento que le ayudará a sobrevivir.  Si se  posterga, inhibe o rodea de intervenciones ajenas a esta primera impresión; se dificulta e interviene de manera negativa en el posterior desarrollo cerebral. Al  nacer el humano sólo tiene desarrollado el 25% del cerebro y el resto se desarrolla con base en las primeras impresiones y en la calidad de los cuidados después del nacimiento. Son estos primeros momentos algo así como el molde que dará forma a nuestra experiencia.

En la actualidad las prácticas hospitalarias, en su mayoría, interrumpen este importante proceso; separando al bebe de su madre inmediatamente tras el nacimiento; por razones como: es bueno que la madre descanse, es importante realizar una serie de pruebas al bebe para verificar su estado de salud, o los especialistas saben mejor que las madres lo que sus hijos necesitan y cuentan con mejores herramientas para darles la bienvenida. Nada más erróneo y alejado de la verdad que estos argumentos. No hay nada ni nadie mejor que la madre para un bebe que tras nueve meses de vivir en un ambiente cálido, íntimo y en el que todas sus necesidades son satisfechas, sale a un mundo lleno de estímulos en el que ahora está separado de su única fuente de amor y seguridad. Se debe dar continuidad en lo posible al estado intrauterino, por medio de distintos métodos; en primer lugar el contacto piel con piel, la lactancia, y el porteo, sobre estos últimos profundizaremos en futuras publicaciones.

El contacto piel con piel debe darse en la primera hora tras el nacimiento, esto es que al momento de nacer él bebe es colocado en el vientre de la madre y se les da a ambos el tiempo y espacio necesarios para establecer el vínculo, para mirarse, olerse, sentirse. Esto hace que él bebe realice una serie de movimientos que son llamados el arrastre al pecho y logre comenzar a succionar y alimentarse durante esta primera hora. Es indescriptible el beneficio que esto tiene en la lactancia, en la habilidad de la madre para hacerse cargo de su bebe desde el instinto, sin miedos ni angustias, pero sobre todo en la percepción del bebe de que llega a un mundo en el que es posible confiar y del que se reciben cuidados cálidos y amorosos, en lugar de auscultaciones invasivas y cunas frías en donde no está mamá.

Esto es posible hacerlo aún cuando él bebe nació por cesárea, todo es cuestión de informarse y hacer valer nuestros derechos frente a cualquier sistema médico y hospitalario.

Este es un tema de mucha importancia para la OMS, UNICEF y asociaciones de pediatría y cuidados maternos e infantiles a nivel mundial, entre otras, estas organizaciones recomiendan ampliamente el apoyo por parte del personal de salud para promover el contacto piel con piel y sus múltiples beneficios.

Este video te puede dar una idea más clara de la importancia y beneficios de este tema.

http://www.youtube.com/watch?v=hkHGEc_32Xk

Escrito por Ana Mizrahi; psicóloga y educadora perinatal: Acompañamiento y apoyo integrales en embarazo, parto y crianza, cursos de preparación al nacimiento, medicina natural con la placenta (encapsulado) amiz07tlayoya@gmail.com| Facebook:Kokopelli Crianza consciente.